Archivo | FUSIONES RSS feed for this section

>Reflexiones sobre la unidad del cómic cordobés y los nombres como fuente de poder

24 Nov

>Imprimir

Es una cuestión que al menos para mi, no admite dudas. La asociación a un nombre puede hacer que las cosas funcionen mejor o peor, en mayor o en menor cantidad, con mas o menos ilusión, etc. Creo que se puede aplicar a todo pero yo voy a centrarme en el cómic y la creación en general que es lo que a mi mas me atañe. Mi nombre, icono, totem, fuente de poder o como lo queramos llamar es CUBO. Desde hace muchos años mi personaje principal ha sido un cubo (o Cuadrulo). Posteriormente cree un sello editorial llamado Ediciones Cúbicas y bajo su sello se publicaron unos 200 fanzines. También he realizado un fanzine llamado El Cubo Amalgamico (nombre que asume este blog también), incursiones musicales bajos los nombres Cubical Siayumo y Cubical Tbo además de firmar yo mismo como Juan Cubo. Desde siempre he pensado en encontrar el nombre perfecto que sirva para todo, un nombre (o fuente de acción) que represente mis creaciones y el colectivo donde poder asociarse más personas. Es una manía, una obsesión, una forma de hacer las cosas que con sus ventajas e inconvenientes ha dado sus frutos.
Otra manía que tengo es la de la unión y asociación en escala masiva. Siempre he necesitado y querido pertenecer a un grupo grande, un lugar donde juntarse personas con objetivos comunes y bajo un mismo nombre para sacar beneficio unos de otros. No es lo mismo trabajar a titulo individual que bajo esta forma, lo que pasa que entre unas cosas y otras siempre han surgido inconvenientes que han ocasionado que el grupo antes o después se disuelva. Es uno de los problemas de la asociación de personas, que es muy difícil que dure.
Por poner un ejemplo mas claro hoy he estado pensando en varios nombres. El primero que me viene a la cabeza es Tebeonautas. Esta asociación estuvo funcionado varios años en Córdoba realizando multitud de actividades y tras su disolución de ahí surgieron los proyectos mas activos de la ciudad que en mayor o menos medida aun continúan (Fanzipote, Ediciones Cubicas, Killer Toons y Dos Veces Breve). Ahora pienso en lo que he comentado antes del nombre y el poder. Si todos hubiéramos seguido juntos, la diversidad de actividades realizadas en las distintas plataformas citadas hubieran estado aglutinadas bajo un único sello unificador. Esto hubiera sido sin duda un éxito arrollador que habría repercutido positivamente en todos sus integrantes. ¿Os imaginais una única asociación que hiciera todo lo que ha hecho Ediciones Cubicas, Killer Toons y Dos Veces Breve? Hubiera sido historia sin duda, mas aun de la ya hay escrita.
Ediciones Cubicas también consiguió muchas cosas, tanto o mas que Tebeonautas en cuanto a edición  y actos públicos de difusión. De este sello madre surgieron diversidad de ramificaciones y escisiones que fueron marchando o acabando con el paso del tiempo ( Colectivo Fanzipote Ediciones, Sacrilegio Estudios, Caja de Pandora, Serie Be, Ac3, Ediciones Malvadas). Igual que en el caso anterior, si todo el potencial hubiera permanecido en Ediciones Cubicas, la historia y el potencial hubieran sido distintos.
Actualmente en Córdoba, lo más activo es Killer Toons, que la están liando todas las semanas con alguna actividad, Ariadna Editorial con su premiadisimo por todos lados Dos Veces Breve, El Aula de Cómic que realiza anualmente una exposición de autores locales y Ediciones Malvadas, nueva asociación juvenil proveniente de Ediciones Cúbicas que tiene grandes proyectos en mente y que espero hagan grandes cosas. Ediciones Cúbicas y Fanzipote, dos de los nombre más “poderosos” y prolíficos no están pasando por muy buenos momentos. Su constante ir y venir de gente sin crear nunca un grupo estable y su eterna reestructuracion para adaptarse a los tiempos parece que la ha llevado a una época de estancamiento. Pese a todo se espera su retorno algún día (como en anteriores ocasiones) cual ave Fénix.
Esto no deja de ser una filosofía de actuación muy personal, para trabajar bajo esta formula de un nombre común hay que estar muy mentalizado en anteponer un bien mayor común a la individualidad como autor además de sentirse vinculado por lazos de afinidad, amistad o lo que sea con ese nombre (poder).  No todo el mundo esta preparado para trabaja así. Esto no es bueno ni malo, cada uno lógicamente elige su formula y es totalmente respetable pero aun así, no dejo de pensar y preguntarme en muchas ocasiones porque yo pienso tanto en esto y a nadie mas se le ocurren proyectos comunes, fusiones, macroasociaciones, etc. En fin, ahí queda… ¡Me “queao” descansando!